Una vida más saludable

A veces parece que es necesario realizar acciones titánicas para poder llevar a cabo hábitos, que nos dirijan a una vida más saludable. Sin embargo, a veces, tan sólo se trata de realizar pequeños cambios, estar más atento de los detalles, ser y estar más consciente de nuestro cuerpo, de lo que le pasa, de lo que le ocurre.

El siguiente video (en forma de animación) trata eso, de los pequeños gestos diarios que podemos realizar para mejorar nuestra vida, ya de por si sedentaria. Tiene los subtítulos en español activados, si no es así por favor avísanos.

 

Anuncios

La Fuerza de Voluntad

Escrito por gemaflor@aupate.es

Lo he intentado muchas veces y no he conseguido nada… el esfuerzo que tengo que realizar es muy grande… total para qué… no tengo la fuerza de voluntad suficiente…

Cuantas veces habrán resonado estas palabras en nuestras cabezas. Nos apuntamos a cursos de idiomas, empezamos dietas, iniciamos muchas actividades que quedan al poco aparcadas en el rincón de los “ya lo haré”. Varias son las causas de tanto abandono: dejarse arrastrar por el impulso, sin contar con un plan de acción realista y factible; ser demasiado ambiciosos en nuestros propósitos y no disponer de la fuerza de voluntad suficiente para perseverar.

Hoy vamos a poner el foco en la fuerza de voluntad; esa fuerza que invocamos en las encrucijadas de la vida, nos mantiene en el camino a pesar de las dificultades. Invitamos a que penséis en el pasado, en esos momentos en los que esa fortaleza estaba presente: quizás el momento en el que conseguisteis aprobar un examen, lograsteis ese puesto que era importante para vosotros o aprendisteis un idioma imprescindible para vuestro trabajo. En este sentido podemos decir que La fuerza de voluntad Fuerza de voluntades el motor que nos ayuda a perseverar en nuestros retos y el impulso interno que nos mantiene firmes en nuestro propósito.

Bien es cierto, que dicho así, suena a dogma idealista. Sin embargo, cuando hablamos de fuerza de voluntad no nos estamos refiriendo a esa fuerza de voluntad destructora, sin sentido, ni orden y a la cuál no le importa nada más que el propio ego. Ejemplos de esto los tenemos en nuestra historia. ¿Cuál era el uso que hacia Hitler de su fuerza de voluntad? ¿Y el de Napoleón?

Podemos decir que son referentes importantes en este sentido, pero ¿con qué propósito?

Por este motivo, es necesario que a la hora de utilizar esa fuerza, testemos que repercusión tendrá su uso a nuestro alrededor (en nuestra familia, nuestros amigos, nuestros vecinos). Imaginaos lo que supondría que, de pronto, nos pusiéramos a pedalear en nuestra bici estática, en casa, a las 6 de la mañana con el loable objetivo de perder peso y hacer ejercicio. Al proponérnoslo y hacerlo estaremos demostrando una fuerza de voluntad brutal, pero en claro perjuicio para otros. Por lo tanto, antes de ponernos manos a la obra, preguntémonos:

¿De que manera afectará esta decisión a mi entorno?

Una vez llevado a cabo este análisis, llega el momento de ponernos manos a la obra y ver cómo opera la fuerza de voluntad.

La fuerza de voluntad nunca funciona sola mucho tiempo, si no va acompañada de un plan de acción diseñado con objetivos tangibles y realistas. Y necesita retroalimentarse de manera continua para mantenerse.

Un ejemplo es la conocida frase “potencia sin control no sirve de nada” que se plasmó en un spot publicitario. Con la fuerza de voluntad pasa exactamente lo mismo.

Necesitamos pues un carril por el que circule esa maravillosa fuerza. Y el carril es un buen plan de acción. Veámoslo a través de un ejemplo: “Imagínate que quieres correr una maratón”. Tienes dos maneras de llevar a willpowercabo tu proyecto. La primera, confiar plenamente en tu rendimiento y en que el impulso de la fuerza de voluntad te ayudará a llegar a la meta. La segunda, empezar a correr un tiempo antes, entrenando de manera habitual, dosificando tu fuerza de voluntad, para aumentar tu resistencia y poder llegar a la meta.

Porque es más fácil y eficaz reforzar esa fuerza de voluntad con pequeños logros diarios, que plantearse un gran reto que nos despoje de ella en un suspiro.

Y como paso inicial para alcanzar el éxito debemos tomar la decisión de coger las riendas de nuestros propósitos.

De esta forma, pondremos en juego nuestra fuerza de voluntad, enfocándola a través de un plan de acción concreto y efectivo.

¿Estáis convencido/as de que queréis emprender esta nuevo reto?

¿Cuál es vuestra decisión?

Motivación y optimismo

Hoy, os traemos un video muy especial, elaborado por la Asociación de Familias Numerosas de Euskadi, Hirukide.

Este video destaca con ternura, el colchón que supone la familia (abuelos, padres, hijos) a la hora de abordar situaciones de desempleo originadas por la actual crisis.

Una gota más de motivación, un muestra de actitud y optimismo.

Disfrutadlo!!

El poder de una imagen

En ocasiones necesitamos una imagen clara de nosotros mismos, de como queremos ser, para motivarnos a dar los pasos para cambiar y alcanzar esa imagen.

Algo parecido es lo que le ocurrió a Jim Wolf, veterano del ejercito de los estados unidos, que vivia inmerso en la pobreza y el alcoholismo.

El siguiente video que os traemos, en formato “timelapse”,  (técnica fotográfica que toma las mismas imágenes, desde la misma posición, en constantes intervalos de tiempo) condensa, en poco más de dos minutos y medio, el cambio físico al que fue sometido Wolf.

Se trata de una acción de ONG Degage Ministries, que se dedica a la rehabilitación de veteranos del ejercito que viven en situación de indigencia.

Despues del video teneis la explicación de lo que se describe y cuales son las acciones que tomó Wolf.

En el video se explica, que Wolf se ofreció voluntario en septiembre de 2013 para someterse a esta transformación física. Primero un corte de pelo, posteriormente teñido, y un afeitado. Despues, sustituyen su ropa por un traje. Finalmente, peinado y maquillado, su aspecto es el de una persona completamente diferente.

En ese momento le ponen un espejo frente a él, Wolf contempla su nuevo aspecto y se funde en un abrazo con aquellos que han iniciado el proceso. Lo más interesante de este video es que a partir de ese momento Wolf cambió y así lo atestigua el video:  “ha tomado el control de su vida, está en una lista para recibir una casa y por primera vez en su vida acude a reuniones de Alcohólicos Anónimos“.

Nuevo taller

Empezamos bien Noviembre y lo hacemos con un nuevo taller. En este caso en Madrid.

Se trata de Inteligencia Nutricional

Inteligencia Nutricional

A QUIÉN VA DIRIGIDO:
A las personas que:

  •   Hayan iniciado una y otra vez dietas sin conseguir afianzar el hábito.
  •   Busquen un método eficaz para gestionar su ansiedad por la comida.
  •   Quieran cuidarse físicamente.
  •   Consideren importante generar en su vida hábitos saludables.

BENEFICIOS:

  •   Alimentar la fuerza de voluntad para conseguir el físico deseado.
  •   Conseguir los recursos necesarios para mantenerse firme.
  •   Afianzar el hábito para generar el cambio planteado.

LUGAR:
Este taller se impartirá en el Centro
logo_nuevo2013

 

 

 

situado en la calle Alberto Aguilera, 8 3º Derecha, en Madrid.

INVERSIÓN:
70 € (si haces tu reserva y lo pagas antes del 10 de Noviembre de 2013)
80 € (si haces tu reserva y lo pagas antes del 20 de Noviembre y despues del 10 de Noviembrede 2013)
90 € (si haces tu reserva y lo pagas despues del antes del 20 de Noviembre de 2013)

RESERVAS:
Para hacer la reserva lo único que hay que hacer es ponerse en contacto con nosotros mediante los medios que paracen aqui debajo y nosotros nos pondremos en contacto contigo.

  • Telefono: 627 84 06 55
  • Email: cursos@aupate.es

Aprovecha la oportunidad, ¡quedan pocas plazas!

¡¡Te esperamos el 30 de Noviembre!!

Aqui tienes más información sobre este magnífico taller.

Dosis de humildad en la realidad que nos rodea

En ocasiones necesitamos subirnos a un pedestal para poder ver desde más arriba y mirar lo que nos rodea y quienes somos. Pero otras veces sería bueno posar los pies firmemente en el suelo y comprender quienes somos y donde estamos.

Este video es para esos momentos en los que podemos creernos el centro del universo, para devolvernos la perspectiva de donde estamos y como estamos.

Disfrutadlo:

¿Cómo generar un nuevo hábito?

 ¡Septiembre y enero, los meses de los nuevos propósitos!

FrutasUnos pensamos en hacer deporte, otros en dejar de fumar y como no, en hacer dieta para eliminar esos kilos de más o el ligero sobrepeso de los excesos vacacionales y navideños.

Pero… los días pasan, la motivación se pierde, posponemos y retrasamos la fecha de comienzo y antes de darnos cuenta… volvemos a llenarnos de buenas intenciones.

Cada año cuesta más ponerse en acción y reeducar los malos hábitos.

La pregunta que nos hacemos habitualmente es ¿cómo transformar estos hábitos y generar otros nuevos?

Pero ¿Qué es un hábito?

En psicología el hábito es cualquier comportamiento repetido regularmente, que requiere de un pequeño o ningún raciocinio, constancia y dedicación.

De esta forma, podemos generar hábitos saludables como cuidar nuestro cuerpo a través de la alimentación y el ejercicio.

Asimismo, un estudio británico llevado a cabo en el University College de Londres ha demostrado que hacen falta 66 días para que se cree un hábito y pueda mantenerse durante años. Eso significa que si durante ese número de días “repites algo cada día en la misma situación, se convierte en una reacción automática ante dicha situación“, explica Jane Wardle, coautora del estudio que se publicaba en la revista European Journal of Social Psychology.

La cuestión que se nos plantea aquí es. ¿Qué puedo hacer para que mi fuerza de voluntad no decaiga durante esos 66 días?

Aquí os propongo un truco muy sencillito pero muy eficaz. El método de Jerry Seinfeld.

 “Imaginar aquel hábito que queréis generar pero que os cuesta ponerlo en marcha. Por ejemplo correr 20 minutos al día.

calendarioA continuación, conseguir un calendario de proporciones generosas y ponerlo en una pared que vayáis a ver con mucha frecuencia. Situarlo en un lugar que inevitablemente vayáis a ver. El primer día en el que consigáis el reto marcar con un rotulador bien grueso y de color vivo (rojo por ejemplo) ese día en el calendario. Poner una gran equis. Y hacer lo mismo con los siguientes días en que logréis reproducirlo. Cada nuevo día conseguido, una gran equis. La visión de ese calendario os “obligará” a repetir cada día ese gesto o esa rutina. De esta manera,  poco a poco iréis ganando en naturalidad. Si uno de los días no realizáis la acción colorearlo con otro rotulador por ejemplo verde. El observar ese calendario cada día os proporcionará un refuerzo visual que os invitará a actuar.

Probarlo y nos contáis.

Si quieres que te ayudemos a mantener esa fuerza de voluntad ponte en contacto con nosotros.

Escrito por gemaflor@aupate.es

Rana de Pozo

En un pozo profundo vivía una colonia de ranas. Allí llevaban su vida, tenían sus costumbres, encontraban su alimento y croaban a gusto haciendo resonar las paredes del pozo en toda su profundidad.

Protegidas por su mismo aislamiento, vivían en paz y sólo tenían que guardarse del cubo que, de vez en cuando, alguien echaba desde arriba para sacar agua del pozo. Daban la alarma en cuanto oían el ruido de la polea. Se sumergían bajo el agua o se apretaban contra la pared. Allí esperaban, conteniendo la respiración, hasta que el cubo, lleno de agua, era izado otra vez y pasaba el peligro.pozo

Fue una rana joven a quien se le ocurrió pensar que el cubo podría ser una oportunidad en vez de un peligro.

Allá arriba se veía algo así como una claraboya abierta, que cambiaba de aspecto según fuera de día o de noche, en la que aparecían sombras y luces, formas y colores, que hacían presentir que allí había algo nuevo y digno de conocerse.

Y, sobre todo, estaba el rostro con trenzas, de aquella figura bella y fugaz que aparecía por un momento sobre el brocal del pozo al arrojar el cubo y recogerlo todos los días en su cita sagrada y temida.

Había que conocer todo aquello.

La rana joven dijo lo que pensaba y todas las demás se le echaron encima:

Eso nunca se ha hecho. Sería la destrucción de nuestra especie. El cielo nos castigaría. Te perderás para siempre. Nosotras hemos sido hechas para estar aquí, y aquí es donde estamos bien y podemos ser felices.

Fuera del pozo no hay más que destrucción. Que nadie se atreva a violar las leyes de nuestros antepasados. ¿Es que una rana jovenzuela de hoy puede saber más que ellos?

La rana joven esperó pacientemente la próxima bajada del cubo. Se colocó estratégicamente, dio un salto en el momento en que el cubo comenzaba a ser izado y subió en él ante el asombro y horror de la comunidad batracia.

El consejo de ancianos excomulgó a la rana prófuga y prohibió que se hablara de ella. Había que salvaguardar la seguridad del pozo.

Pasaron los meses sin que nadie hablara de ella y nadie, tampoco, pudiera olvidarla, cuando un buen día se oyó un croar familiar sobre el brocal.

Se agruparon abajo las curiosas y vieron recortadas contra el cielo, en el borde del pozo, la conocida silueta de la rana aventurera. A su lado apareció la silueta de otra rana, y a su alrededor se agruparon siete pequeños renacuajos. Todos miraron sin atreverse a decir nada, cuando la rana habló:

“Aquí arriba se está maravillosamente. Hay agua que se mueve, no como allá abajo. Hay unas fibras verdes y suaves que salen del suelo y entre las que da gusto moverse, y hay muchos bichos pequeños muy sabrosos y variados, y cada día se puede comer algo diferente. Y luego, hay muchas ranas de muchos tipos distintos, y son muy buenas. Yo me he casado con esta que está aquí a mi lado, tenemos siete hijos y somos muy felices. Y aquí hay sitio para todas porque esto es muy grande y nunca se acaba de ver lo que hay allá lejos.

Desde abajo las fuerzas del orden advirtieron a la rana que, si bajaba, sería ejecutada por alta traición. Ella dijo que no pensaba bajar y que les deseaba a todas que la pasaran bien, y se marchó con su compañera y los siete renacuajos.

Abajo en el pozo hubo un revuelo, hubo algunas ranas que quisieron comentar la propuesta, pero las autoridades las acallaron enseguida; y la vida volvió a la normalidad de siempre en el fondo del pozo.

Al día siguiente, por la mañana, la niña de trenzas rubia se quedó asombrada cuando al sacar el cubo con agua del pozo, vio que estaba lleno de ranas.

Tomado del libro “Salió el sembrador” de Carlos Vallés, s.j.

Nuestros actos nos siguen

Hace algún tiempo hablamos del lenguaje para un uso comercial, del poder del lenguaje (aquí), hoy os traemos un spot publicitario de una compañía telefónica tailandesa ‘True Move H’ que se ha convertido en muy poco tiempo en video viral (ya va por más de 8 millones de reproducciones) El eslogan de la campaña es el eslogan de la campaña es ‘Dar es la mejor comunicación‘.

¿Por qué creéis que se ha hecho tan famoso en apenas una semana?

Aunque el video está subtitulado en ingles, no hay que saber mucho para entenderlo perfectamente. Después del video os dejamos un resumen, pero no lo leaís antes de ver el video.

Con formato de cortometraje, el video nos introduce en la vida de tres personas en dos momentos diferentes.

En el primer momento, un niño es atrapado mientras robaba unos medicamentos. La dueña sujeta y zarandea al niño, el niño dice que es porque su madre esta enferma cuando aparece un hombre y le pregunta al chaval si es verdad, él dice que si. El hombre paga las medicinas a la dueña y le pide a su hija que le de un poco de sopa y se la entrega al niño.

El segundo momento ocurre 30 años después, el hombre sufre un colapso y tiene que ser ingresado en el hospital. Los costes de hospitalización son muy elevados y su hija llora porque no puede asumir el pago.

Una mañana la hija se despierta y hay una nota donde se especifica que todos los gastos han sido pagados hace 30 años con 3 paquetes de analgésicos y una sopa.

El resto ya os lo imagináis…

Podemos volar

Podemos hacer cualquier cosa que deseemos, tan solo tenemos que proponérnoslo.

Los límites están solo en nuestra imaginación y si creemos en nosotros mismos y en nuestras capacidades, podemos romper cualquier límite, que para la mayoría son imposibles de batir.

Basta con ser capaces de dar los pasos, de encontrar la gasolina que mueva nuestro motor y lanzarse.